Reflexión sobre el baile de los 41

La identificación con el otro sexo implica una transformación de la imagen del cuerpo, en tanto que los órganos sometidos a la erotización sufren una modificación del estatuto. Por ejemplo, en el hombre, el pene se convierte en el clítoris, los testículos en los grandes labios y el ano en la vagina. El mismo individuo, a través de heridas en el pubis, imita el sangrado menstrual. Finalmente, a través de una concepción artificial, colocándose discretamente telas en el vientre, llegan a simular en el embarazo. Al término del proceso, el defecar es visto como dar a luz y el resultado definitivo es el traer al mundo a “un niño que nació muerto”. Sigue leyendo

Anuncios

Episodio 1. Y en ese momento me di cuenta que era feo.

Este texto no le pertenece a ninguna empresa u organización, de la misma manera, todas las cosas dichas no están vinculadas a ninguna persona, por ende, lo que están leyendo no tiene sentido de pertenencia ni valor cultural alguno. Lo que se presenta en el episodio y episodios futuros son las memorias y sentimientos del autor con la libre expresión que le permite escribir en este blog. Sigue leyendo